martes, 22 de noviembre de 2016

Déjà vu 69 días 25 historias

No es la primera vez que la veo, antes he estado aquí. Lo sé porque puedo sentir el frío de la aldaba incluso antes de tocarla. Es una gran puerta roja con forma de arco que se divide en dos. La de la izquierda tiene en ella la cabeza de León que hace las veces de aldaba y la cual siempre parece a punto de morderte, la de la derecha tiene una pequeña ventanilla por la que tengo la certeza de que luego de sentir los fríos dientes del león en mis dedos, y de hacerlos que resuenen contra la madera de la puerta alguien se asomará. Al lado de la puerta hay algo que me agrada, está rodeada de verdes enredaderas las cuales tienen pequeñas flores azules que contrastan con los colores que hay a su alrededor, creo que son mis flores favoritas pero no recuerdo su nombre, no sé porque solo logró recordar su color, aun así me gusta el conjunto y pienso que quizás adentro hay algo mucho mejor, así que me decido y toco los dientes del león.

No me he equivocado, una anciana se ha asomado, o eso creo, no sé si es una anciana a decir verdad, porque luego ha dejado entreabierto y mientras yo entraba ella se ha ido caminando por el corredor, no voltea a verme, yo solo veo la espalda de su túnica color borgoña. Este corredor me da miedo es largo y algo oscuro, aunque miro los azulejos del suelo que son amarillos y color vino, me gustan.

Pienso que esto es un sueño porque tiene cierta neblina y aire frío que me dan esa sensación… ¿o no es sueño? ¿Acaso que hago aquí? Este lugar me da miedo y al mismo tiempo me gusta, pero no debo perderme en banalidades, tengo ganas de llegar al final, de alcanzar a la anciana, así que apuro mi paso pero mientras más corro, los pasos parecen volverse infinitesimales…por fin me acerco a ella pero entonces me embarga la duda, creo que no quiero alcanzarla… No, no quiero…es demasiado tarde, está girando hacía mí, aún no veo su rostro, pero reconozco su hoz un segundo antes de…


Abro los ojos, no es la primera vez que la veo, antes he estado aquí, creo que es un déjà vu. Lo sé porque puedo sentir el frío congelante de la aldaba incluso antes de tocarla. Es una gran puerta Azul…

0 comentarios:

 

La vie en rose Template by Ipietoon Cute Blog Design and Homestay Bukit Gambang