jueves, 13 de octubre de 2016

Sentidos y amor 69 días 46 historias

Desde que la conoció comenzó a soñar a color. No era que antes soñara sin estos, si no que los sueños parecían carecer de intensidad, contraste y de vibración; sin embargo casi como una premonición habían comenzado a tomar algo de intensidad los días previos a su primer encuentro y luego de conocerse era como si tuvieran un nuevo impulso y se convirtieran noche a noche en pequeños estallidos de arte y emoción; a veces incluso al despertar no recordaba sus sueños pero si los colores, era como una expresión emocional sin palabras  solo con colores.

Por eso cuando comenzaron a perder nuevamente vibración tuvo miedo y supo que algo pasaba, al parecer todo estaba muriendo y sus sueños lo sabían, ya no habían estallidos cada noche, solo pequeñas manchas pasteles que a veces se asemejaban mucho a una camiseta vieja y descolorida…Para el final de la relación los sueños parecían incluso más descoloridos que antes de conocerse, ahora todo parecía carecer de emoción.


Así pasaron los días semanas y hasta un par de años, soñando con camisetas viejas sin color, todo hasta que un día sin saber muy bien cómo o porqué al levantarse tenía la sensación de que el mundo olía a algo entre vainilla y frutos del bosque y fue ahí que como una duda o una certeza se preguntó anticipándose a los próximos días a que podría oler el amor.

0 comentarios:

 

La vie en rose Template by Ipietoon Cute Blog Design and Homestay Bukit Gambang